¿Dónde están los candidatos?

Luego de tres semanas de iniciarse la campaña electoral en la que están en contienda el cargo de alcalde y 17 curules en el Concejo -de las cuales 6 están libres, pues quienes las ocupan no aspiran a repetir- el debate electoral, democrático y discursivo está práticamente muerto.

A esta alturas de la contienda se encuentra más interesante la lucha por la Gobernación y el posible diputado de Facatativá, que la contienda por la Alcaldía y las curules del Concejo, que ya se empezaron a empañar con la campaña sucia -que se ha alimentado de las acciones deshonrosas de algunos candidatos, como aquella en la que un candidato al Concejo hizo todo un espectáculo en la mitad de la vía pública en Cartagenita hace algunos meses frente a la policía, pero que convenientemente solo se viralizó localmente hace dos días- o la de los comentarios que asocian al candidato a la alcaldía que apoya este candidato al concejo con el ex gobernador Cruz y varios negocios asociados a predios.

EL DEBATE MÁS IMPORTANTE: LA ALCALDÍA
Y esa es la única forma en la que suenan los candidatos en Facatativá, pues todos se encuentran en la zozobra, "esperando" a ver con qué salen las otras campañas y no han tenido la valentía de tener la iniciativa de masificar su mensaje o iniciar el debate. Todos tienen algo que cuestionar, tienen mucho qué aclarar y en todas las campañas dicen que están visitando casas, pero, si por eso fuera, se ve que no han hecho nada, pues teniendo como referencia la contienda de hace 4 años -donde existió hasta campaña de expectativa-, el descontento reina y nadie quiere verse asociado a algún político y los que lo hacen, generalmente son muy buenos amigos o en su defecto familiares de los candidatos, mientras que otros que tienen publicidad política en sus casas y no son ni lo uno ni lo otro del candidato, reciben pago por ello.

"Es inaudito que uno llega a la casa de una persona, le comenta el proyecto político y finalmente le solicita que le deje pegar el afiche, y lo cobran" dijo indignadísimo en días pasados un Concejal, pero esto sería así gracias a las innumerables prebendas, regalos en eventos y otros "detalles" que candidatos, desde hace años, han utilizado para constreñir al elector, En campaña, para muchos por no decir todos, el lobo se viste de oveja y gracias al gobierno actual, la gente se está resistiendo a comer entero. 

Esto es tan cierto como el sorprendente respeto que ha tenido Orlando Buitrago por la elección que hacen tanto concejales como funcionarios de la alcaldía en sus afectos por los candidatos, a diferencia de gobiernos anteriores, Buitrago ha venido "dejando a libertad" a la mayoría para que trabajen, en sus tiempos libres, con el candidato que quieran aunque se esperaba que direccionara a la gente hacia su casa política, la Bernalista, que está en la U. "¿Pero con que autoridad el alcalde haría eso?" contrapreguntó a El Observador un funcionario consultado. "Con el alcalde solo el saludo, desde hace meses, él anda con sus pocos amigos que le quedan", manifestaron otros. En días pasados el Concejal del que se decía era el "más amigo del alcalde" en la Corporación, salió llorando de la oficina diciendo que el alcalde lo había dejado solo.

¿ELECCIÓN DE OPINIÓN, EN RIESGO?
De manera que esta elección estaría siendo definida por el voto de opinión y lo peor es que ni para eso los candidatos están trabajando. La campaña está atrasada, hace cuatro años ya se hablaba de propuestas, pero también hay otro factor de descontento: Los medios.

Los medios de comunicación tienen una gran responsabilidad y poco se la quieren echar. ¿Será por el trabajo mal hecho que hicieron ellos en contiendas pasadas o será más bien que no tienen la suficiente credibilidad?

Algunos medios de comunicación hace 4 años se la jugaron por un candidato, que aunque saliera ganador, poco les tuvo en cuenta y por fortuna aprendieron que eso de casarse con un candidato siendo medio de comunicación no es coherente. Pero los que no aprendieron hace cuatro años, quizá porque no estaban, aprenderían eso en esta ocasión. 

La Representante Legal de uno de esos medios de comunicación, que anda En Acción y que dice ser el medio de Comunicación del Consejo Consultivo de Mujeres salió acompañando a una candidata al Concejo. A pesar de que el Director del medio casi pierde su trabajo y sale inhabilitado hace 4 años, vuelve a incurrir, directa o indirectamente, en lo que hace 4 años, casi le cuesta muy caro.


Por otro lado un medio murió y otro perdió a su principal conversador. La emisora comunitaria de Facatativá perdió a quien por más de 15 años le informó mañana a mañana del acontecer de las instituciones y comunidades a los facatativeños. Leonardo Chávez Cortés se lanzó al Concejo y sigue los pasos de Yovanny Pérez, actual Concejal, que renunció también a la misma emisora hace 4 años.

Se empieza a frecuentar que el bicho de la política pica a los informadores.

¿Y LOS CANDIDATOS?
¿Dónde andan los candidatos que ninguno suena y pocos le han visto?
¿Porque no se atreven a hablar valientemente de sus propuestas y salen a aclarar las suspicacias que les rodean?
¿Cuál es el miedo de no tener la osadía de luchar por llevar la delantera?
¿la forma en la que se visibilizan, se relaciona con lo que les interesa el municipio?
¿Será que esperan conquistar los votos con una cara sonriente y un calculado silencio?
¿Será que planean comprar votos y por eso andan tan tranquilos?
¿O será que se pusieron de acuerdo para generar un campaña de incertidumbre?

Hay un viejo adagio popular que dice que "al que espera lo matan", pero algo debe estar pasando para que reine tanto el silencio.

LA LUCHA DE EL OBSERVADOR
El Observador por su parte ha buscado incansablemente a los candidatos, porque es un medio al que le duele y le interesa Facatativá y por eso desde el año pasado, ha publicado 35 artículos relacionados con los temas que afectan al municipio, con enfoque de construcción de ciudad, para lo cual tiene claro que lo primero es el diagnóstico, pero los que se supone deben dar el diagnostico en este momento, no lo quieren dar, prefieren callar. Hasta de los que se creía que no les derrotan en discurso no se atreven a hablar y allí ganan los que poco o nada de discurso tienen.

El Observador está esperando que algún candidato demuestre a través de este medio -porque ninguno otro al parecer se atreve- que quiere a Facatativá y quiere ser su alcalde para trabajar por sacarla adelante, pues en charla con un integrante del Concejo de la "vieja guardia", se conoció que muchas empresas e industrias no llegan a Facatativá porque gracias a las últimas administraciones, en relación con Funza y Mosquera, el "Cercado fuerte al final de la llanura" tiene un atraso de 20 años dado el egoísmo de los alcaldes que han pasado; se han concentrado en sus intereses personales como ir por el dinero, contratar a las novias y andar de parranda en cabalgata y no han visionado el municipio a futuro. Estas elecciones son importantes porque se definirá la carta de navegación para 15 años. Si así es con los 7 candidatos a la alcaldía, ¿cómo será con los 5 a la Asamblea y los 278 al Concejo?

Publicar un comentario

0 Comentarios