PUBLICIDAD

PUBLICIDAD
Tamales de la abuela

PUBLICIDAD

Con polémica inició convocatoria de reclutamiento


El Movimiento Popular Regional (MPR) denunció a través de las redes sociales un procedimiento irregular del Ejército Nacional al momento de incorporar al servicio militar a un joven al cual, según la denuncia se le habrían violado sus derechos fundamentales. 

LA DENUNCIA DE LOS DEFENSORES
Los defensores afirman que un joven de 18 años de edad, residente en área rural del municipio del vecino municipio de Madrid se dirigió el pasado lunes 22 de agosto a las 8:00 de la mañana al Distrito Militar No.46 ubicado en la Cantón de Comunicaciones del municipio de Facatativá con el fin de definir su situación militar. El joven había llamado al Distrito para averiguar sobre la definición de su situación militar, y fue informado de que debía acercarse a las instalaciones.

Según narra la denuncia el joven se presentó el pasado 22 de agosto y allí le hicieron de una vez los exámenes -en los que salió apto-, y lo reclutaron no permitiéndole la salida. En la denuncia se aclara que el joven solo quería ir a tramitar el desprendible de pago de la cuota de compensación militar para entrar a laborar el día siguiente, pues así financiaría sus estudios superiores.

Al día siguiente el defensor de DD.HH acudió con la madre del joven al Cantón y al Capitán Pulido, Comandante del Distrito, presentaron como argumentos que el hecho de presentarse a las instalaciones y salir apto para prestar el servicio, no implicaba que el joven debiera quedarse de una vez en el Cantón, pues él lo que quería era obtener su libreta mediante el pago de la cuota. Le recordaron, la madre y el defensor, al oficial de la institución castrense que el joven no había sido citado y no era remiso. 

Así fue que, según la denuncia, el joven salió del Cantón con el compromiso de continuar con el trámite de la libreta, pero afirma la misma denuncia que como medida de retaliación por parte del Ejército, el joven al día siguiente fue declarado remiso. La defensa exigió aclaración a este respecto por parte del Ministerio de Defensa.

LA POSICIÓN DEL DISTRITO
El capitán Jorge Pulido Castelblanco, comandante del Distrito Militar No. 46 con sede en Facatativá, sostuvo en charla con este medio que una cosa es la definición del servicio militar y otra el pago de la cuota de compensación militar. "Hay un concepto errado en la ciudadanía porque cree que la libreta militar se puede comprar y no, pues la Ley 48 de 1993 en su artículo 3 establece que el servicio militar es una obligación de todo varón mayor de 18 años; esta obligación tiene unas exenciones. La cuota de compensación militar se autoriza en el artículo 22, como retribución económica al Estado por parte de los ciudadanos cuando éstos, o cumplen las condiciones para ser exentos o han sido declarados por el cuerpo médico como no aptos", sostuvo el militar.

En el caso del joven respaldado por el defensor de DD.HH, el capitán explicó que desde el día en que él se presentó, los contingentes estaban activos, -o sea se había ya abierto la convocatoria para definir situación militar-, tiempo en el cual todo ciudadano que se presente, si es apto, no es objetor de conciencia por motivos religiosos y no está exento, puede ser concentrado de una vez. El oficial añadió que si el joven hubiera acudido al Distrito hace un mes, le hubieran invitado a acercarse en estos días.

Además de lo anterior, el capitán Pulido contó que la madre del joven se encontraba preocupada por su salud mental, puesto que el muchacho estuvo recluido en años anteriores. Fue por ello que el oficial le permitió salir, y lo contempló siguiendo lo establecido en el articulo 17 de la Ley 48; contrayendo el compromiso con el joven y su madre de hacerle un segundo examen. 
Foto: Mutantes.tv

El Distrito aclaró que el joven no presentó documentos que acrediten que es exento y por ser hábil y haberse presentado cuando la convocatoria estaba abierta, el Ejército lo reclutó pues, "si él demuestra que cumple las condiciones para ser exento, es objetor de conciencia o resulta no apto, es nuestra obligación generarle el recibo de la cuota de compensación militar sin objeción y de manera pronta. Pero si el joven está en condiciones de prestar el servicio siendo apto y no exento, es obligación de él definir su situación militar con la patria. Nosotros no podemos ni reclutar, ni expedir libretas sin cumplir los requisitos, pues sobre nosotros están los ojos de los entes de control".

Por último el capitán expuso que el joven ya se encontraba inscrito y por ello estaba para presentar exámenes -que fue los que le hicieron-. Su inscripción, relató el oficial, "pudo haberla hecha el colegio, pues la ley 48 establece que todo colombiano debe registrarse en el sistema antes de graduarse, por lo que los ciudadanos deben averiguar en qué estado se encuentran. Para eso pueden entrar a www.libretamilitar.mil.co". Por último, y con referencia en este caso, el comandante del Distrito reiteró que "si no se demuestra que es exento al iniciar el proceso o que es objetor de conciencia en el comité que tenemos dispuesto para ello, pasa a los exámenes y de resultar apto debe definir su situación militar prestando el servicio, pues así lo establece la ley".

ABIERTA CONVOCATORIA PARA DEFINIR SU SITUACIÓN MILITAR
El capitán aprovechó para informar que desde el pasado agosto 22 hasta el próximo 1 de septiembre, está abierta la convocatoria para definir la situación militar a través del 7 contingente de 2016, que busca incorporar ciudadanos que presten su servicio con el Batallón de Apoyo a las Comunicaciones.

A esta convocatoria pueden presentarse jóvenes bachilleres, con acta o diploma de grado, sin importar de qué ciudad provenga. De los que se presenten no todos serán incorporados, pues como se explicó, para que sea incorporado debe, no declararse objetor de conciencia, no ser exento y resultar apto en el examen medico, en el odontológico y en el psicológico.

"Hoy en día el batallón de servicios a las comunicaciones les ofrece a los jóvenes múltiples garantías. Una de ellas es que ellos van a prestar su servicio militar en el Cantón de Facatativá durante un año u once meses -el que sea votante-, cumpliendo funciones de tipo logístico, administrativo y de seguridad, sólo dentro del Cantón. Extra a esto ya tenemos un convenio con el Servicio Nacional de Aprendizaje -SENA- para que estos jóvenes que sean incorporados en este contingente, salgan como tecnólogos del SENA, en diferentes programas que en coordinación con ellos ya estamos elaborando. Queremos no solo que los jóvenes presten su servicio militar, sino que además salgan preparados para afrontar una vida civil o si es el caso de continuar con la institución, tendremos un joven con más recursos, más herramientas para el futuro; además tener libreta militar de primera clase, le ofrecerá prebendas para continuar como oficial o suboficial o soldado profesional. Estamos buscando una reforma a la ley 48 para lograr darle un pago a estos jóvenes", afirmó el oficial.

Publicar un comentario

0 Comentarios