SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER
🗣¡Queremos que construyas una comunidad con nosotros!🏛 📥El próximo mes lanzaremos nuestro nuevo producto y estamos felices de invitarte a hacer parte esta nueva experiencia.📰 🚥Lo mejor de todo es que es completamente gratis, 🎖sólo tienes que dar click a la imagen y llenar una breve encuesta

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD
Disfruta de Mini Tejo, Billar y juegos de mesa, además de comidas y diversas bebidas.

ASTERISCO: La Perversión de la política

El Estado, cualquier Estado moderno, se sostiene con los impuestos. Sabemos que en Colombia, los principales cinco mil ricos, son los que menos pagan impuestos.

Son los mayores evasores, no obstante el Estado los subvenciona con rebajas de impuestos porque sí, porque no.  Y sin embargo, lo poco que deben pagar, entonces lo donan a sus propias fundaciones para robarle el impuesto a la nación.

Por consiguiente, el Estado, debe al ciudadano que lo sostiene con los impuestos, la obligación de atender sus demandas sociales.  Las políticas sociales, o, satisfacción de las necesidades básicas, son obligación del Estado.  Las políticas públicas las obras y servicios como infraestructura, vías, instalaciones de bienestar etc, deben ser políticas de Estado, no de gobiernos prodigiosos o de congresistas menesterosos.  Y las tan manidas partidas que los congresistas “sacan” para sus municipios, no son obra del bolsillo de los congresistas.  Son recursos de los mismos impuestos que pagan los contribuyentes.  

El congresista no está para sacar partidas y mantener la clientela electoral. El congresista está para producir leyes a favor del pueblo.  Hacer control político a los gobernantes. Recoger las inquietudes de la población y hacerlas acción y solución.

Es falsario, el congresista que espera recibir favores y respaldos por tramitar partidas para los barrios con los que crea su pérfida clientela.  Son vividores inescrupulosos de las necesidades públicas. Sujetos vergonzantes, cínicos,   vividores de la política y embaucadores de gente crédula y necesitada.

Es una verdad a gritos que se enriquecen escandalosamente con las coimas de la contratación.  Los noticieros lo publican todos los días.  Y, por otro lado, posan de benefactores con los ancianos, como el “papagayo” en Facatativá, de los cuales está podrido el congreso. Es hora de pasarles factura a estos torvos mercaderes de la política.

Publicar un comentario

0 Comentarios

GRAN ALIANZA DE CHEQUEADORES

GRAN ALIANZA DE CHEQUEADORES
Somos parte de la Gran Alianza de Verificadores (Redcheq) y contribuimos en la lucha contra la desinformación electoral

DONA AHORA

DONA AHORA
Apoya el periodismo de El Observador Siglo XXI